Balneario de La Hermida, Cantabria

| 4 abril, 2012 | 0 Comments

El Balneario de La Hermida, en Cantabria, está bañado por as aguas del río Deva, en un desfiladero, a los pies de los Picos de Europa. Está construido sobre las ruinas de un antiguo hotel en cuyo interior emergía un manantial de agua sulforosa, caliente, proveniente de las entrañas de la tierra.

Las aguas de La Hermida aparecen documentadas en el “Tratado Completo de las Fuentes Minerales de España”, editado en el año 1853, en el que se habla de su antigüedad y su uso curativo, popular desde el siglo XVIII.

El proyecto de la obra de reconstrucción del balneario fue lento y costoso, sobre todo por la orografía del terreno y la dificultad añadida que suponía. El antiguo hotel llevaba abandonado desde 1936 y estaba en pésimas condiciones de conservación. Pero se ha conseguido rehabilitar el antiguo edificio monumental y dotarlo de una infraestructura arquitectónica y termal que lo convierten en una de las referencias del termalismo en Cantabria y en España.

Para conseguirlo, se ha ampliado tanto el edificio del hotel como el de las antiguas termas, se le ha ganado espacio a la naturaleza para alcanzar la cifra de 8.000 metros cuadrados construidos.

El complejo dispone de Hotel y Balneario. El Hotel tiene la categoría de cuatro estrellas, un total de 57 habitaciones distribuidas en tres plantas, varios tipos de estancias en las zonas comunes, desde grandes salones para recepciones a acogedores rinconcitos, cafetería y un restaurante con una elaborada oferta gastronómica donde se sirven carnes, pescados, entrantes y postres propios de la zona.

El Balneario ocupa un espacio de 2.000 metros cuadrados y está distribuido en 3 zonas claramente diferenciadas: una Zona Húmeda, de crenoterapia clásica, con sofisticadas bañeras de hidromasaje, aeerobaño, salas de envolvimiento, duchas de chorro, de Vichy y los últimos adelantos en instalaciones de este tipo y una Zona Seca en el piso superior donde están los despachos médicos, las slaas de masaje, el centro de fisioterapia, gimnasio, las cabinas de tratamientos estéticos y las salas de aplicación de parafango.

La zona principal es el Espacio Termolúdico, que es donde están las instalaciones para disfrutar del termalismo al cien por cien. Hay un  Circuito de Puesta en Forma y Termolúdico con piscina termal dinámica, con camas y asientos de hidromasaje, cuellos de cisne, jardin de burbujas, cortinas de agua, jacuzzis, terma romana, duchas bitérmicas, etc… y la técnica más genuina del balneario: el Baño Hermida.

En las profundidades se puede visitar la joya del complejo termal, la Gruta Termal de La Hermida, la gruta natural donde emerge el manantial a 60º

Marga G.-Chas Ocaña

Articulos Relacionados:

Tags: , , , , , , , , , ,

Category: Balnearios Cantabria

About the Author ()

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *